CPA FERRERE
Novedades

Inflación sin sorpresas en junio

Inflación en línea con lo previsto. El Índice de Precios al Consumo (IPC) aumentó 0,45% durante el mes de junio, según los datos divulgados el día de hoy por el Instituto Nacional de Estadística (INE). Este registro se encuentra en línea con nuestra proyección puntual (0,44%) y con la mediana de las respuestas de los analistas consultados por el BCU (0,43%). El dato mensual implicó un leve aumento en el registro interanual de la inflación, que escaló hasta 8,53%. De este modo podemos afirmar que la inflación se mantiene en niveles relativamente elevados (el techo del rango meta fijado por el BCU se encuentra en 7%), pero de acuerdo a lo esperado.

Inflación tendencial mantiene elevada persistencia. De la misma manera, la inflación tendencial (componente que excluye la variación de los componentes más volátiles como frutas, verduras y carnes; y los servicios administrados) registró un leve aumento en términos interanuales. Así, mientras en mayo la inflación tendencial se ubicaba en 9,2%, durante junio fue de 9,3%. Ello fue producto de un incremento mensual de 0,65%, guarismo que se encuentra estrechamente en línea con lo previsto (0,62%). Al igual que la inflación global, el componente tendencial se ha comportado de manera predecible durante los últimos meses, aunque presenta una alta persistencia, dando cuenta de las actuales dificultades para moderar el ritmo de crecimiento de precios.

No Transables continúan liderando crecimiento interanual de precios, por el momento. Por su parte, la inflación transable (crecimiento de precios de los componentes de la canasta que se comercializan con el resto del mundo) se ubicó sensiblemente por encima de la inflación no transable. Concretamente, la variación mensual de precios experimentada por los componentes transables de la economía fue 0,63%, en tanto los precios de los componentes no transables aumentaron 0,31%. Sin embargo, en términos interanuales la inflación no transable (9,5%) continúa por encima de la transable (7,4%), por lo que tal como ha ocurrido durante los últimos años el componente no transable se mantiene como el componente de mayor incidencia en el crecimiento de precios. Sin embargo, resulta oportuno señalar que esta tendencia podría revertirse en el mediano plazo. Por un lado el contexto macroeconómico actual sugiere que los salarios moderarán su crecimiento, factor que restará presión sobre la inflación no transable. Asimismo, la intensidad que ha asumido el proceso de depreciación del peso uruguayo frente al dólar durante los últimos meses posiblemente derive en presiones adicionales sobre el componente transable.

Fuerte crecimiento de productos del tabaco y vivienda; caen frutas y verduras. Al desagregar en grandes agrupaciones podemos apreciar que tanto los Servicios no Administrados (SERVnoA), como los Bienes Elaborados no Energéticos (BENE) registraron incrementos de precios relativamente similares, próximos al 0,7%. Entre los segundos, se destaca el crecimiento registrado por los productos del tabaco, donde se observa un incremento 2,3%. Asimismo, en el comunicado oficial se destaca la incidencia de precios vinculados a la vivienda en el dato general. Por último, sobresale la disminución que registraron los precios de frutas y verduras, cercana a -2,4%.

Proyecciones se mantienen estables. En la medida en que el dato se encontró alineado con nuestra proyección, no se observan cambios en las proyecciones para 2015 y 2016. Por lo tanto, éstas se mantienen en 8,9% para 2015 y 8,5% para 2016. Las proyecciones definitivas serán publicadas en los próximos días a través del Boletín de Precios.