CPA FERRERE
Novedades

La obligación de premiar el buen desempeño

Comienzan a transcurrir los últimos meses del año y las empresas uruguayas no solo hacen un balance de los números del negocio sino también del desempeño de sus empleados.

Según el responsable de Consultoría y Capital Humano de CPA Ferrere, Gonzalo Icasuriaga, la realidad uruguaya es bastante ?dispar?. Por un lado, están las multinacionales y empresas uruguayas más grandes que tienen muy aceitados los sistemas de evaluación de desempeño, al tiempo que aún sigue habiendo compañías completamente alejadas de estas prácticas de RRHH.

En las organizaciones donde se realiza una evaluación, el procedimiento suele empezar en los gerentes y se extiende cada vez más a niveles jerárquicos siguientes como ser los mandos medios gerenciales, jefes y supervisores, entre otros.


Las ventajas de evaluar

Las empresas que evalúan el rendimiento de sus empleados, suelen utilizarlo como una herramienta de gestión, dado que ésta sirve para brindar al colaborador ?un feedback sobre su buen desempeño o detectar oportunidades de mejora?, dijo Icasuriaga.

El experto identificó varias ventajas para las empresas. Una de ellas es que permite reconocer el buen desempeño del empleado. ?Ya sea a través de una remuneración variable o de un bonus u otro premio?, dijo el experto.

Paralelamente, proporciona a los colaboradores que están trabajando bien coordenadas para ?saber qué cosas están haciendo y qué pueden mejorar?.

Al mismo tiempo, surge la posibilidad de identificar oportunidades de formación y mejorar la capacitación en áreas de la empresa donde es más necesario.

Las evaluaciones también permiten concretar promociones y ascensos. El experto explicó que a una persona ?a la que sistemáticamente le va bien en las evaluaciones, va marcando sus perspectivas de carrera dentro de la empresa? y le otorga a la compañía la posibilidad de ir perfilando la posibilidad de ir perfilando las carreras de estas personas otorgándoles mayores responsabilidades.

Si bien varía de acuerdo al rubro de la empresa y la posición jerárquica que esté evaluando ? no es lo mismo un operario de una fábrica que un gerente de marketing ? lo que más valoran las organizaciones de sus empleados es ?la proactividad, la adhesión al trabajo, el compromiso, la capacidad de trabajar en equipo y el buen relacionamiento interpersonal?.

Valorar la herramienta

En una empresa donde se aplica una evaluación de desempeño tanto los altos cargos como el empleado están al tanto de la aplicación del sistema: nunca está instancia puede tomar por sorpresa al empleado. La evaluación puede ser a través de un formulario en papel u online y una vez esté pronto el resultado, la empresa debe concretar una entrevista personal con el empleado para darle su feedback. El evaluador suele ser el jefe director de la persona.

En general, dijo Icasuriaga, estas evaluaciones ?suelen ser muy valoradas por los empleados? y hasta ?suelen pedirla?. Recalcó que es vital que el buen desempeño realmente sea reconocido de alguna manera por parte de la empresa, ya que si eso no sucede la evaluación como herramienta de gestión, ?queda desacreditada?. ?Cuando pasa uno, dos tres años de evaluación y no sucede nada y la persona no recibe un premio? por su buen desempeño, se da cuenta que la evaluación no le aporta nada positivo.

?Si uno tiene a su lado un compañero con un desempeño notoriamente inferior al que le están diciendo que tiene cosas para mejorar, pero no mejora y no pasa nada porque cuando hay que darle un aumento, recibe el mismo que uno, esto hace que a la larga (la herramienta de evaluación) no sirva para nada?, precisó el experto en RRHH.

Por este motivo, la clave está en que ?la evaluación esté atada a un reconocimiento?. En este sentido, destacó la importancia de tener un idóneo sistema de evaluación dado que la ?improvisación puede ser peligrosa?.

Más empresas a futuro

Para Icasuriaga, cada vez más las empresas uruguayas usarán un sistema para evaluar el desempeño de sus empleados dado que las nuevas generaciones ?quieren saber dónde están, cómo se los ve y qué pueden esperar de la empresa donde trabajan?.

A su juicio, esto hará que las prácticas de evaluación se ?profundicen y profesionalicen? en el futuro, concluyó el experto.

Artículo publicado en suplemento Café & Negocios de diario El Observador, en edición del día miércoles 26 de septiembre de 2012.