CPA FERRERE
Novedades

Las claves políticas de las perspectivas económicas

Gabriel Oddone, Socio de CPA Ferrere, y Luis Eduardo Gonzalez, Director de CIFRA, analizaron ?Las claves políticas de las perspectivas económicas?, en el marco de la primera reunión de clientes del Servicio de Análisis y Pronósticos Económicos del ciclo 2013.

Luis Eduardo Gonzalez analizó la situación política del país y las perspectivas de cara a las próximas elecciones. El Director de CIFRA afirmó que el Gobierno seguirá operando con una lógica de zigzag, balanceando las demandas que provienen de los sectores más ubicados a la izquierda con los intereses de los votantes del Frente Amplio.

Por su parte, Gabriel Oddone destacó que la economía global estaría llegando al final de una era, mientras que en el plano regional Brasil continúa decepcionando a los mercados y no logra consolidar la recuperación de la actividad económica. Esto último genera incertidumbre sobre el crecimiento 2013 y 2014 de la principal economía de la región. Oddone destacó además que una nueva decepción de Brasil en materia de desempeño económico podría arrastrar a Uruguay a tasas de crecimiento en torno al 2% en 2014.

Retomando el análisis presentado en la reunión del SAPE de noviembre de 2012, Oddone afirmó que el país continúa moviéndose a tres velocidades y que la economía uruguaya se encamina a una desaceleración de la actividad que se manifestará en tasas de crecimiento en torno al 3%. Oddone sostuvo además que en los últimos meses se ha consolidado un deterioro en los equilibrios macroeconómicos, que en algunos casos como la inflación, el resultado fiscal, el tipo de cambio real y la rentabilidad de los exportadores adoptan valores poco saludables que no deberían ser ignorados por las autoridades. En cualquier caso, este deterioro en los equilibrios macro no representa riesgos a la estabilidad ni el clima de negocios en el corto plazo, aunque restringe el margen de maniobra para enfrentar cambios abruptos del escenario externo.

Finalmente, Oddone sostuvo que recomponer los equilibrios macro requiere introducir políticas de shock sobre las pautas salariales y sobre la trayectoria fiscal, medidas que no serán implementadas por razones de economía política. Por este motivo, anticipó que la política monetaria seguirá batallando sola contra la inflación y que observaremos deterioros adicionales en algunas variables macro. A modo de ejemplo Oddone alertó que, en un contexto en el que será necesario mantener la moneda apreciada para luchar contra las presiones inflacionarias, en 2013 el tipo de cambio real bilateral respecto a Estados Unidos adoptará el valor más bajo de los últimos 100 años.